Una publicación efímera, como todo

Diabólica Gloria

In Opinión, por Analía Lorenzo on 19 junio, 2011 at 0:38

por Analía Lorenzo (Exclusivo, desde México DF)

Gloria a quien gloria merece y esa, no es otra que la Trevi. Nacida en Monterrey, en el 68, la regia, brindó durante los tempranos noventas un espectáculo que, quien lo haya visto, no puede haber olvidado.

Doctor siquiatra no me diga porquerías, gritaba la del pelo suelto, en Viña del Mar y otros foros, antes de morir y, al resucitar, no tuvo mejor idea que dedicarle a todas las reinas perseguidas, (representadas por una travesti en el video) su magnífica rola, himno de la comunidad gay mexicana y latina de Estados Unidos: “Todos me miran” … Ya saben: “Me vestí de reina, me puse tacones, me pinté y era bella (….) Miré la noche y ya no era oscura, era de lentejuelas…”(http://www.youtube.com/watch?v=xcHrWqdl2qY) Una joya del poemario arcoiris.

La Trevi, que arrasó boleterías y colmó estadios; la que se llenó de guita con sus calendarios calientes, fue de lo menos políticamente correcto en la historia del rock latinoamericano. Ese detalle la volvió muy atractiva para ciertos sectores tanto de la industria, como de la alcurnia cultural mexicana (al lanzamiento de “Más turbada que nunca”, fueron Monsiváis y Poniatowska que, con cara de intelectuales, la escuchaban cantar: “Tú me dejaste como una uña sin mugre… y la mugre eres tú”, fascinados). Ella, ídola mexica, la que tenía su propia revista, “Las insólitas, increíbles e inverosímiles aventuras de Gloria Trevi”, que estaba en la radio, en el cine y en la tele, al mismo tiempo, en su mejor momento, cayó presa junto a Sergio Andrade, su manager y pareja.

La demanda se originó en Chihuahua, y fue por abuso de menores. Un melodrama complicado. La corista y ex mujer de Andrade (en aquel entonces, poderoso productor) publica La gloria por el infierno mientras que los padres de otra de las coristas de Trevi, demandaron al clan por abuso, secuestro y violación de las chicas que trabajaban con ellos. Trevi, Andrade y otros de la crew (como la corista, Mary Boquitas) se fueron a Brasil, allí los detuvieron. Cuatro largos años y ocho meses, sin ser juzgada y sin sentencia, se pasó la Trevi metida en distintos penales. Cautiva en Brasil, tuvo un hijo, de Sergio, aunque ya estaban separados. Y, finalmente, extraditada a México, fue absuelta en 2004.

Libre, se volvió a soltar el pelo y, por su puesto, a la escena. Armó otra pareja, con la que también tuvo un hijo. Después de los partos, la Trevi queda divina, incluso hay otro episodio negro en la vida de la pareja maldita… Ambos, Trevi y Andrade, reconocen que antes del niño, tuvieron una hija, que murió 30 días después de nacida. La gran incógnita no fue la causa de la muerte, sino que nadie supo cuándo ni cómo Gloria se embarazó y tuvo al bebé en un periodo en que las cámaras, por lo menos en México, la enfocaban a diario y en detalle, pero nadie se enteró hasta que Andrade lo dijo en una entrevista. La corista despechada, que también tiene un hijo con Andrade, no tardó en acusar a Gloria de haber asesinado a la beba. El escándalo volvió a ocupar las primeras planas del espectáculo barato, pero no tuvo consecuencias penales para Trevi.
Hoy, la mujer que no oculta dato de su pasado, vuelve a arrasar, con 9 semanas al tope del Bilboard Latino y discos dorados ad hoc, con su jitazo, Me río de ti. Con la greña un poco más peinada, la diosa maleducada, malportada y mal mirada por los burócratas de siempre, cantó en el Palacio de Bellas Artes, lugar de culto de los hitos culturales mexicanos y se la pasa bailando, cantando, “logrando tanto sin ti”, como grita con su vozarrón certero. Y la adoran, la adoramos. Porque, al menos yo, elijo su melena suelta al gel; sus años presa a la libertad jerárquica del buen empleado; su vulgaridad a otras poses; su vejez a la eterna infancia; sus malas palabras a la tendencia de callarlas.

No se aceptan insultos de ninguna clase. Si querés dejar tu opinión hacelo con altura y respeto. Gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: